LAS VENTANAS
QUE REINVENTAN LAS VENTANAS

 

En 1995, K•Line fue el primer fabricante de carpinterías en ofrecer una ventana de hoja oculta, incluyendo el papel fundamental de la estética y la luminosidad en la estructura de la ventana. Con un concepto de producto único que tiene en cuenta todos los aspectos energéticos de la carpintería —aislamiento térmico (Uw), aportacion solar (Sw), transmisión de la luz natural (TLw)—, las ventanas K•Line  siempre se han distinguido por su rendimiento térmico y alta captación solar —ya convertidos en fundamento de la empresa— y han impuesto en el mercado un nuevo estándar de ventana:  la hoja oculta bicolor.

La aplicación de las nuevas normativas, que incluyen la consideración del factor solar en el rendimiento de la carpintería, confirma nuestro trabajo durante más de 15 años en busca de la ventana más eficiente.